Ni Morricone, ni Tarantino. El western más deseado de esta temporada lo llevas tú, y sin necesidad de dejarte ver por las llanuras de ningún Lejano Oeste. La campaña SS16 de Bershka traspasa fronteras para acercarse a las tendencias más imperdibles de esta primavera-verano. Estás a solo un clic de sentir en tu propia piel los rayos de un sol incipiente y el primer paseo sin abrigo. ¡Dale al play!

Al ritmo del Bad Sometimes de Randall Breneman desfilan cada uno de los looks que desearás recrear esta temporada. Disculpas anticipadas por generar en ti el deseo irrefrenable de pasar esta misma tarde por una de sus tiendas. Nuestro radar de tendencias ha detectado seis a las que no podrás resistirte durante los próximos meses.

 

1. TOTAL WHITE

El blanco más effortless se cuela en el armario del chico Bershka. Si no estás hecho para un total look en el blanco más impoluto, te encantará saber que puedes sumarte a esta tendencia jugando con los tonos crudos o rotos combinados entre sí. Y para ellas, el total white llega en clave boho, con prendas fluidas aptas tanto para el día como para la noche.

 

2. HANDMADE

Rotos, cortes a sangre, efectos desgastados, deshilachados, tejidos naturales… Como recién salidas del telar, vuelven a pegar fuerte las texturas rústicas, predominando en tonos neutros como el blanco, el beige o colores tierra. Con pocas estridencias a nivel gráfico pero repletas de detalles. Un aura handmade colma de carácter muchas de las prendas de Bershka para la temporada SS16. Además, artesanía y moda se fusionan en la tendencia Raw de la marca para chica.

 

3. LONG FIT

Las siluetas extra largas destacan una temporada más entre las propuestas masculinas de Bershka. Un truco infalible: jugar a superponer capas aprovechando diferentes largos para crear siluetas fluidas.

 

4. MINIMALISMO NÓRDICO

Pantalones más anchos, siluetas cropped, líneas definidas, looks monocromáticos, prints discretos… La colección Smart para chico reinterpreta el diseño sueco para acercarlo al high street más sugerente, materializando las fantasías de muchos de los que sueñan con el minimalismo nórdico.

 

5. WE LOVE FOLK

La estética folk de los 70 inspira la colección de chico más casual. El poncho, todo un must have de la colección, se combina con camisas oversize, chaquetas trucker en denim y el mítico sombrero fedora. Entre las propuestas para ellas, destacan los vestidos de canalé, el pantalón trompeta y los monos de pata ancha.

 

6. ETHNIC FEVER

Chaquetas militares, vestidos asimétricos, prendas cruzadas y tejidos como el macramé llenan la colección para chica de inspiración africana. Túnicas, bodies, tank tops, vestidos y kimonos se convierten en las piezas principales, recurriendo con frecuencia a los estampados étnicos.

Y tú, ¿con cuál te quedas? 😉

Coméntalo

comentarios