FOTO1 PERFUME GENIUS

Resultan curiosas las diferentes vías a través de las que los parecidos razonables toman forma dentro de la topografía del mundo pop. Sólo así es posible que, si hay un digno testigo de Kate Bush, ése sea Mike Hadreas, el músico de origen griego nacido en Seattle que se hace conocer como Perfume Genius. Desde que en 2010 alumbró las corrientes más heterodoxas del pop con “Learning”, su impulso no ha dejado de seguir en expansión. Porque sus siguientes esfuerzos discográficos, tanto “Put Your Back N 2 It” como “Too Bright”, no han dejado de mostrar a un artista inquieto, corroborado en la elección del Portishead Adrian Utley como productor de su último LP hasta el momento. Uno que en pocos días dejará paso a “No Shape”, un álbum que, ya escuchado su adelanto, promete continuar su racha victoriosa.

Para su reciente trabajo, Hadreas ha vuelto a cambiar su plantel de ayudantes; en este caso, con la presencia de Blake Mills como productor. Desde que este último se encargó de la producción del “Sound & Color” de Alabama Shakes, su agenda está cada más centrada a sus labores tras la mesa de mezclas que como songwriter. Así ha sucedido para este “No Shape”, disco con el que los aromas barrocos de su sonido siguen metabolizándose entre las fragancias más diversas y sutiles. Todo sea para inflamar el aura ambigua de la voz tensa y quebradiza de Hadreas, para el que cualquier tipo de encasillamiento comienza a sonar a excusa barata. En su caso, uno tan sobado como el de “neo-crooner gay”. A todas luces un sinsentido de alguien cuyo mayor tesoro es alumbrarnos las luces y demonios del alma humana. Hadreas no entiende de géneros o tendencias sexuales, su canto no necesita más que un receptáculo de sensibilidad capaz de empatizar con sus miedos y ensoñaciones.

FOTO2 PERFUME GENIUS

Singles como los supremos Queen, Dark Parts o Hood muestran los intestinos de un artista que hace del tremor anímico la excusa idónea para seguir sumando puentes y autopistas a su mundo de pop heterodoxo. Cada emoción es un color, un reflejo de su ser que él nos muestra ya sea inspirándose en tozudos neoclásicos como The National o en sabias futuristas como Björk. Su imagen es la misma claraboya tras la que se cuelan su ramillete monumental de melodías aerostáticas, oníricas. Hadreas juega con la androginia. Siempre se muestra como un ser delicado, frágil, pero también atormentado. La atmósfera de sus fotos y videoclips atesora el poder del misterio, la castración de lo evidente. La invitación a su palacio de canciones almidonadas promete renovadas duermevelas pegad@s al altavoz. No lo dudéis, en un mundo de sensaciones efímeras, este ser contiene la llave que nos abre todo un surtido de deseos que, ya sean irrealizables o no, te salvarán de tus pesadillas más cotidianas.

“No Shape”, de Perfume Genius, está disponible a partir del 5 de mayo.

Coméntalo

comentarios