Imágenes del backstage de  Hotel Palomo cortesía de Pelonio Press
Imágenes del backstage de Hotel Palomo cortesía de Pelonio Press

Una vez más, la pócima Palomo ha surgido efecto. El nombre de la marca y su creador volvieron a estar ayer en boca (y timeline) de todos. En esta ocasión, su hechizo hizo del desfile de su colección para la temporada primavera-verano 2018, Hotel Palomo (alojado bajo el paraguas de la semana de la moda madrileña), un espectáculo de aire teatral y cierta herencia kitsch de aquellos shows que se estilaban en el mundillo hace décadas. Así, Palomo Spain puso en juego todas sus armas, haciendo de su desfile no sólo una de las citas más imprescindibles del calendario de esta edición, sino también un recuerdo imborrable tanto para aquellos que acaban de aterrizar en su universo (bailes, buenrollismo, personalidades y una atmósfera erótico-festiva con potencial para seducir a todo aquel que sigue preguntándose: “¿pero son vestidos para hombre?”) como para los que conocen al dedillo su discurso o los códigos de la industria, a quienes regaló unos cuantos guiños que de sobra aseguraron la perpetuidad de lo que ayer se vivió en el Hotel Wellington de Madrid. Este fue el marco perfecto para dar vida a una historia a caballo entre la autobiografía y el romanticismo cinematográfico. Individuos con los que el diseñador se ha ido topando en las estancias de los diferentes hoteles que ha pisado desde que dio comienzo su estratosférica carrera (Moscú, Nueva York, París…) han alimentado su imaginario y su estética, dando forma a algunos looks de la colección: la ama de llaves, los botones, la cocinera, las camareras de cámara… pero también la jequesa árabe y la heredera del imperio metalúrgico, el traficante de drogas, la prostituta… y “la novia”, siempre recurrente en los shows de Palomo. Completando los looks de los personajes, el diseñador se ha sumergido en el mundo de los complementos, lanzando su primera línea de bolsos y una colección de calzado en colaboración con Arpent Studio. Un total de 67 looks que desfilaron frente a un abarrotado front-row en el que se pudo ver a Pedro Almodóvar, que ya ha hecho público en varias ocasiones su apoyo a la marca y a Alejandro, y Lindsay Lohan, entre muchas otras celebridades de ámbitos de lo más diversos. Algunas de ellas, también sobre la pasarela. Sí, esta vez también hubo “chicas Palomo” en el casting… y no chicas cualquiera. Rossy de Palma, Samantha Vallejo Nájera o María Fitz-James, entre otras, completaron el elenco casi actoral de este film desfilado, parte de una de esas sagas de historias que, sea por una cosa o por otra, parecen estar destinadas a ser siempre un éxito en taquilla.

NP1A0549

NP1A0586

NP1A0597

NP1A0610

NP1A0642

NP1A0665

NP1A0678

NP1A0701

NP1A0723

NP1A0875

NP1A1218

NP1A1358

Alejandro Gómez Palomo junto a Rossy de Palma y Pedro Almodóvar tras el desfile
Alejandro Gómez Palomo junto a Rossy de Palma y Pedro Almodóvar tras el desfile

El desfile SS18 de Palomo Spain también contó con la colaboración de Converse y su sneaker más icónica (la Chuck Taylor All Star en su versión 70’s) poniendo el broche a los looks más athleisure, además de las gafas de Kaleos Eyehunters potenciando la inspiración setentera de la colección. La propuesta de make up y peluquería estuvo a cargo de MAC Cosmetics y Wella.

Coméntalo

comentarios