foto7Fotografía JOACHIM MUELLER-RUCHHOLTZ. Modelos ALEXANDER R, HANS, LUKAS M y PASHA (Tomorrow Is Another Day). Peluquería y maquillaje YANN BOUSSAND LARCHER (Call My Agent)

Stephan Scheneider se transporta al apacible crepúsculo de finales de verano para celebrar la vida con prendas de carácter lúdico y muchas, muchas serpentinas. El simple hecho de observar cómo avanza la vida y rememorar las incontables veladas nocturnas crean una sensación de felicidad y melancolía que dan pie a la creación de esta colección. La verdadera felicidad se encuentra en las cosas evanescentes, en la música, el arte, la cultura, la poesía… en todo aquello hecho con sinceridad y que nos produce un efecto vigorizante y energético. Las prendas de la colección SS17 de Stephan Schneider transmiten esa sensación festiva, sin apartarse de la banalidad y de los clichés. Encontrar cosas asombrosas es tan sencillo como abrir bien los ojos y eso es lo que quiere transmitir el diseñador con Desperately Seeking Serpentines. Con una paleta de colores de lo más discretos (navy, camel, negro y verde musgo) se representa la tradición y la funcionalidad. Todo ello tiñendo el popelín, el algodón y los tejidos más sutiles que imitan el cambio estacional de primavera a verano. Schneider deja claro que para disfrutar no hacen falta lujos: sus prendas son limpias, bidimensionales, sin costuras ni detalles extravagantes. Los básicos cubren todas las necesidades. Eso sí, lo único que puede perturbar la simplicidad de sus outfits son las serpentinas, elementos necesarios para recordarnos que el pop y la diversión nunca pasan de moda.

foto1

foto6

Schneider deja claro que para disfrutar no hacen falta lujos: sus prendas son limpias, bidimensionales, sin costuras ni detalles extravagantes. Los básicos cubren todas las necesidades.

foto2

Coméntalo

comentarios