01Portada
De entre los misteriosos sonidos de un Theremin surge la inspiración para el diseñador francés François Chambard y su colección Odd Harmonics. Fundador del estudio neoyorquino UM Projects y experto en la fusión de la artesanía con el diseño, este maestro de los objetos nos presenta una suculenta colección de instrumentos electrónicos que harán las delicias de los músicos más sibaritas. Seducido por la hipnótica melodía de los Theremin, Chambard se adentra a través de sus diseños en un mundo de eclecticismo con tintes vintage y repleto de color. Con una estética que nos recuerda a la concepción de la robótica en el cine de los años 50, la colección se compone de 12 diseños donde influencias como el pop, el estilo Memphis o el diseño nórdico se encuentran en piezas llenas de vida y con una identidad muy marcada. Los acabados en materiales de altísima calidad y el aspecto gráfico y colorista de cada una de las piezas nos hablan del delicado proceso, tanto de producción como creativo, por el que pasa cada detalle de esta colección. Un alarde absoluto de elegancia y precisión. Fotografía Francis Dzikowski.

02

03

04

05

06

07
En un intento por fundir tecnología y tradición Odd Harmonics es una propuesta que, más allá de lo genuinamente estético, habla del encuentro entre lo digital y la artesanía y de cómo todo ello construye nuevas concepciones del diseño.

Coméntalo

comentarios