«Ya estoy cansada de las limitaciones del cubo blanco y del formato expositivo tradicional y de los montajes que necesitan grandes presupuestos para hacerse realidad. Un simple celular puede ser la herramienta más a mano e inmediata para crear y, al mismo tiempo, la galería de arte más cercana al público a través de las redes sociales». Las palabras de Ascensión Amaro resumen a la perfección el reto que la galerista y comisaria de arte lanzara al vacío en la penúltima edición de ARCO: la creación de fotografías a través de teléfonos móviles para, una vez superado el exigente filtro de su instigadora, compartirlas en Instagram (la red social fotográfica por antonomasia) y dar así un radical viraje al concepto de arte, desde el elitismo a la levedad de la cotidianeidad.

Un año después, la galería Espacio Sin Título hace un compendio de las más de 300 imágenes con las que 52 artistas españoles y latinoamericanos han materializado durante este tiempo el proyecto a través de las redes sociales. Nombres como Silvia Prada, Miguel Ángel Gaüeca, Germán Gómez, Vicky Uslé, Cristina de Middel, Soledad Córdoba, Angelica Dass, Aldo Chaparro, Sito Mújica, Eduardo Sourrouille o Paco y Manolo (cuya aportación fue censurada en Instagram) se suceden como firmas en unas imágenes que suponen el contrapunto necesario al indigesto aluvión de selfies con el que egobloggers y wannabes de tercera invaden cada día esta red social, rescatando su sentido originario como escaparate de la emoción y la creatividad frente al poderoso influjo de la vanidad. Porque para maltratar el arte siempre hay tiempo.

Colección Ascensión Amaro: de Silvia Prada a Itziar Okariz
Del 24 de abril al 30 de mayo en Espacio Sin Título. Calle Alameda, 3. Madrid

Coméntalo

comentarios